Respuestas con
Carlos Iturgaiz
Candidato a Lehendakari

Alberto Núñez Feijóo: “Los puentes son mucho más utiles que los muros”

“Lamentablemente, el nacionalismo está especializado en hacer muros, en separar, en dividir”

Carlos Iturgaiz y Alberto Núñez Feijoo han protagonizado la quinta y última edición de ‘Respuestas’, una serie de diálogos emitidos en directo a través de Youtube, en los que el candidato a lehendakari de la coalición formada por PP y Ciudadanos se ha entrevistado con personas relevantes para ofrecer soluciones a los problemas reales de los vascos.

Tras la participación de personalidades de prestigio, como el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, el economista Daniel Lacalle, la vicepresidenta segunda del Congreso de los Diputados y portavoz del Grupo popular en la comisión para la Reconstrucción Económica y Social, Ana Pastor, y el presidente de la Junta de Andalucía, Juanma Moreno, esta quinta edición ha contado con la presencia del presidente de la Xunta de Galicia, que ha centrado la mayor parte de sus intenciones en denunciar el anacronismo político que significan los nacionalismos excluyentes y el peligro que supone para España que el PSOE no tenga escrúpulos en pactar con ellos con tal de mantenerse en el poder.

El encuentro, una amigable charla entre dos veteranos amigos, comenzó con un recuerdo a los afectados por la covid-19, tanto los fallecidos como los que aún se encuentran luchando contra la enfermedad y sus consecuencias, no sólo relacionadas con la salud. Una primera reflexión de Iturgaiz respecto a la “ineficaz, improvisada, caótica y mala gestión de la pandemia de Sánchez”, que ha dado lugar, entre otras consecuencias, a una “profunda tragedia económica y laboral en todo el país”, han dado pie a que ambos políticos debatieran sobre el daño que está haciendo a España el PSOE para conservar el poder.

“Tenemos el peor gobierno en el peor momento de España y lo único que quiere es estar, mantenerse en el poder, aunque sea con los comunistas y con aquellos que quieren destruirla. Y ya sabemos que, cuanto peor España, mejor para el nacionalismo. Menos mal que hay opciones como la nuestra, la constitucionalista”, celebró Iturgaiz.

Feijoo, que lamentó que el Gobierno de la nación no hubiera tomado dos sencillas medidas que sí tomó la Xunta, que fue formar (el 27 de febrero) una comisión del covid-19 y duplicar sus existencias de respiradores, aseguró que durante la pandemia se había producido “un gran aparataje mediático, pero que la verdad es que la gestión del día a día la hemos llevados las comunidades autónomas”. Además, denunció la falta de planes del Gobierno ante un rebrote: “En este momento, España no tiene una ley para impedir la movilidad en caso de rebrote. No tenemos un plan de rebrote consensuado por los consejeros de las comunidades autónomas, sino que cada una ha tenido que hacer su propio plan”, lamentaba.

Los apoyos del Gobierno
Ambos coincidieron en que la situación política actual es la peor de los últimos 40 años y coincidieron en señalar la falta de escrúpulos del PSOE como principal causa. Según Feijoo, “es lamentable que el PSOE y Podemos estén gobernando con el apoyo del PNV. Las verdades no se pueden ocultar. Y es lo contario de hacia donde debemos ir, lo contrario de las libertades, de la constitución democrática que nos hemos dado todo y de la política útil”. Para el líder gallego, hacer política útil es centrarse en solucionar los problemas reales de la gente y no entretenerse en políticas anacrónicas como las planteadas por el nacionalismo: “nosotros estamos en política porque nos preocupa, en primer lugar, el empleo y la dignidad de la gente. Y eso conlleva libertad. Una persona sin empleo es una persona subsidiada, que depende de quien le subsidia. El empleo es la llave de muchos derechos civiles”, afirmó.

En este sentido, Iturgaiz señaló que “el nacionalismo es lo excluyente, es lo que quiere defenestrar a España. Desde estas tierras, con sangre, sudor y lágrimas, como tú sabes [dirigiéndose a Feijoo], nosotros hemos resistido y resistiremos, porque estamos hechos para eso en el PP y en esta coalición formada por PP y Ciudadanos”.

Ampliando esta idea, Feijoo aclaró que “nosotros somos gallegos, igual que vosotros sois vascos, y eso no significa que desde hace 500 años no hayamos sido y seamos españoles, Y es fantástico, esta doble identidad, esta riqueza lingüística, cultural, patrimonial es lo que nos hace ser más completos. Nosotros vemos España desde nuestra óptica, vosotros desde la vuestra, pero yo soy español igual que tú. (…) Los puentes son mucho más útiles que los muros y lamentablemente el nacionalismo está especializado en hacer muros, en separar, en dividir. Y aquí el objetivo es lo contrario. Pero si nos hemos unido 500 millones de europeos, ¡cómo vamos a parcelar nuestro país!”, argumentó.

Según Iturgaiz, “aquí tenemos que vivir, con total libertad y en democracia, nacionalistas, abertzales, comunistas, socialistas y gente vasco-española, constitucionalistas. Hemos hecho este país juntos entre todos, entre todos los españoles. Esa es la realidad. Pero los nacionalistas se inventan la historia y quieren hacer divisiones”, insistió.

Un PSOE desconocido
No obstante, lo que más atormenta al presidente gallego no es el nacionalismo, sino tener “un partido socialista desconocido” dispuesto a todo por conservar el poder. Según reconoce Feijoo, “lo que me preocupa es que al partido socialista le dé igual el concepto de España, la Constitución Española y la unidad de nuestro país. Solamente le interesa el poder. Y cuando alguien está en política por el poder no es un político, es un burócrata del poder. En política se está por las ideas y por el planteamiento de la sociedad que uno cree que es mejor y que es útil. Y a veces se gana y a veces se pierde. Pero estar en el gobierno de Navarra con Bildu, con ERC en el Congreso, gobernar con ERC en muchos ayuntamientos y diputaciones en Cataluña, gobernar con independentistas en el conjunto de España… es algo demoledor”.

Para Iturgaiz, esta deriva del PSOE esconde un plan no tan oculto: “lo que quiere de una manera muy visible es aislar a la derecha, al centro derecha y a los constitucionalistas y hacer ese frente popular entre la izquierda y los que quieren romper España, los secesionistas, los golpistas, para construir una nueva constituyente. Lo que quiere el Partidos Socialista es que desaparezca la monarquía parlamentaria y que haya una España federal o no sé cómo lo plantearían; y que, en Galicia, País Vasco y Catalunya haya referéndums de autodeterminación para que puedan romper con el resto de España. Ésa es la tragedia de este país y la pandemia política y secesionista que estamos viviendo”, denunció.

Finalmente, Feijoo hizo un último alegato en pos de la política útil, la que se ocupa de los problemas que preocupan a la gente, como “si va a mantener o no su puesto de trabajo, si su empresa va a ser viable, si va a haber demanda, si va a haber oferta y si podemos seguir construyendo libertades y conocimiento en los que nos han de suceder”. Para el presidente de la Xunta, “el resto, la verdad, es que me parece un anacronismo político y un planteamiento muy muy arriesgado de ruptura, como la que hemos tenido que soportar en el País Vasco durante décadas y lamentablemente como la que estamos viviendo en Cataluña. Y espero que Euskadi no vaya por ese sendero, aunque hay bastantes riesgos, al menos basándonos en algunas declaraciones políticas, de que así sea”, advirtió.

UN PLAN PARA EL FUTURO / RESPUESTAS

El Partido Nacionalista Vasco es corresponsable de la pésima gestión que está llevando a este país a uno de los peores escenarios posibles.

Con el caos como seña de identidad, la gestión de la política vasca pide a gritos un poder estable y un cambio a mejor.